Y en mi corazón el dardo

León Felipe fue un gran amigo de Sara Montiel. De esta relación, paradójica en apariencia, y de la fuerza de su poesía surgió nuestra historia. Una historia de poesías vividas y de vida cargada de poesía en la que también, como no podía ser de otra manera, ocupa un lugar central el amor de su vida, Berta Gamboa. Retazos de vida imaginados y poesía en carne viva… a corazón abierto.